LECTURAS ACTUALES

Últimos temas
» Caster Chronicles - Dieciséis Lunas (Kami Garcia Y Margaret Stohl) [Completa]
Miér Oct 03, 2018 11:25 pm por Admin

» All Your Perfects [Colleen Hoover]
Miér Oct 03, 2018 11:24 pm por Admin

» hola a a a a a a a a a a a a a a
Dom Sep 30, 2018 12:24 am por Admin

» prueba qedq
Miér Jul 25, 2018 12:04 am por Admin

» Pestaña a nueva :)
Miér Jul 11, 2018 2:21 pm por Admin

» estamos melos sisas
Vie Jul 06, 2018 3:02 pm por Admin

» prueba técnica
Mar Jul 03, 2018 12:54 am por Admin

» jelou de nuevoo
Dom Jul 01, 2018 7:45 pm por Admin

» reckless & ruined
Sáb Jun 30, 2018 9:15 pm por Admin

CHATBOX

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 7 el Vie Mayo 25, 2018 10:12 am.
Buscar
 



Resultados por:


Rechercher Búsqueda avanzada

slide bl

prueba técnica

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Mensaje por Admin el Mar Jul 03, 2018 12:54 am
1E
Traducido por Nixsasasa
Ashley se metió en la cama, todavía punzando por el rechazo de Adam. Estaba segura de que él había estado tan afectado por ese beso como ella.
Ella podría no haber estado segura sobre su interés cuando era más joven, pero estaba bastante segura de que había visto un interés latente en sus ojos a veces cuando estaban juntos. Como esa vez cuando ella fue a su casa a nadar y usó ese bikini extra escaso. Ella había visto una reacción muy masculina. Casi había pensado que él la atacaría.
La teoría de Jessica era que Adam era gay, y simplemente mantuvo sus relaciones en secreto. Ashley no entendía por qué lo haría, la gente de Autumn’s Ridge lo aceptaría, pero no creía esa teoría. Especialmente ahora, después de ese beso.
Ella jaló las mantas a su alrededor. Él le había dado sus razones. Lo de la edad, su amistad con su hermano, el hecho de que él era su jefe. Pero ella creía que había más que eso.
Sabía que algo había sucedido cuando él estaba en la universidad. alguna relación había salido mal, y él había salido herido. Bastante.
En los dos años que ella había trabajado para él, nunca le había conocido una cita. Al menos, nunca le contó de una. Lo cual era extraño porque hablaban de casi todo lo demás en sus vidas. ¿Podría eso tener algo que ver con por qué se resistía a su atracción mutua?
Si solo ella lograra que se abriera al respecto.
●●●
Ashley se hundió en su silla mientras veía a Jessica pinchar su cena. Jess estaba tratando de comer más saludable, y la había invitado a probar una nueva receta. Ella estaba probando platos de pescado, y el salmón estuvo delicioso.
—¿No te gusta? —Preguntó Ashley.
—Oh no. Sí. —Jess tomó el último bocado, luego empujó su plato a un lado. —Estoy un poco distraída. Ha sido una semana ocupada.
—¿Problemas? —Ashley sabía que Jessica amaba su trabajo como compradora de una boutique de moda, pero también sabía que la política y las diferencias creativas con el gerente a veces frustraban a Jess.
Jess la miró en su dirección. —¿En el trabajo? No, todo está bien.
Ashley bebió su vino.
—Está bien, si todo en el trabajo está bien, entonces ¿qué te está molestando?
Jess suspiró y se levantó, recogiendo su plato. Ashley hizo lo mismo y ayudó a despejar la mesa, luego llevó los platos a la cocina. Jess arrojó jabón en el fregadero y abrió el agua. Las burbujas bailaron mientras el fregadero se llenaba.
—No es que haya algo que me moleste —dijo Jess, —Pero quería decirte algo.
—¿Oh? ¿Qué es?
Jess puso los platos en el fregadero y comenzó a lavarlos. Jess agarró una toalla de té, recogió una copa de vino y la secó.
—Bueno, me hice amiga de Dare Gallagher en Facebook.
Ashley se secó un plato. —¿Por qué?
Jess se encogió de hombros. —No lo sé. Lo he hecho con padres de otros amigos. Ya sabes, solo para ver cómo están y mantenerse en contacto. No sabía si él me recordaría, pero solíamos pasar mucho tiempo en su casa con Helen en la secundaria.
Ashley sonrió. —Estoy segura de que todavía te recuerda. —Se apoyó en el mostrador. —Pero apuesto a que lo que querías era ver si estaba publicando algo sobre él y yo.
Jess asintió. —Sí, supongo. No es que pensara que sería abierto al respecto, pero podría decir algo. Y tal vez habría alguna pista sobre otras relaciones. Y fotos.
Ashley sonrió. —Entonces querías ver si hay fotos calientes de él.
—Culpable.
—Y creo que estás siendo un poco suave. Apuesto a que esperabas que pudiera haber algunas fotos de él y Helen, o su madre. O que tal vez estén hablando en Facebook. —Ashley agarró otro plato y lo secó. —A pesar de que afirmas que no te molesta que hayamos perdido el contacto con Helen, creo que esperabas ver cómo le está yendo.
Jess cerró el fregadero y, mientras el agua se iba, comenzó a guardar los platos que Ashley había puesto en el mostrador.
Jess frunció los labios. —Si ese es el caso, entonces ¿por qué no crees que solo le enviaría la solicitud a Helen?
Ashley le apretó el brazo y sonrió. —Porque ambas sabemos que no quieres ser la primera en romper el hielo entre ustedes dos. Pedir ser su amiga te haría vulnerable si ella se negara.
Ashley se dio cuenta de que Jess también se había vuelto vulnerable al rechazo de Dare.
—Oh, Jess, ¿es eso lo que pasó con Dare? ¿Te rechazó?
—No, él me aceptó.
—Eso está bien —Ashley se alegró de que Dare no hubiera rechazado a su amiga. Agarró un trapo y limpió el mostrador mientras Jess ponía las sobras en la nevera.
—¿Encontraste algo interesante en su perfil?
Esta vez Jess sonrió. —¿Quieres decir que si encontré algo sobre ti? —se rio. —No, nada —Así que eso es bueno.
Cierto, Ashley se alegraba de no haber estado difundiendo que ella era sumisa, o que la estaba entrenando, eso sería muy embarazoso, por supuesto. Pero estaría bien si hubiera mencionado algo sobre haber conocido a una mujer interesante o haber comenzado un proyecto interesante, o cualquier cosa que se refiriera a lo que estaban haciendo.
Pero, por supuesto, ella solo estaba siendo tonta. No decir nada era lo mejor.
Y sabía que Darien Gallagher era un hombre muy privado. En cierto modo, se sorprendió de que incluso tuviese un perfil de Facebook. Pero en estos días y edad, por supuesto que lo haría.
Jess agarró una segunda botella de vino y la abrió, luego sirvió dos copas. Ashley la siguió a la sala de estar y se sentó.
—El caso es que —dijo Jess, —Poco después, recibí una solicitud de amistad de Helen.
El shock recorrió a Ashley.
—¿De verdad? Eso es sorprendente... es genial que esté en contacto contigo de nuevo. Es una gran coincidencia.
Jess descansó en el sofá, con la copa de vino llena en la mano.
—En realidad, no lo creo. Creo que vio que me hice amigo de Dare y eso la impulsó a contactarme.
—¿Contactarte?
—Bueno, sí. Después de darle la amistad, me envió un mensaje. —Jess bebió su vino.
—¿Qué te dijo?
—Me dijo que había escuchado que Dare estuvo en la ciudad por un par de meses trabajando en un negocio y me preguntó si me lo había encontrado. Le dije que no.
Un escalofrío recorrió a Ashley. —No dijiste nada sobre que él y yo... eh... —Se mordió el labio. —Bueno, por supuesto, sé que no lo harías.
—No, no dije nada sobre él y tú. Ni siquiera que lo has visto. Especialmente porque no sé por qué estaba tan interesada en si lo había visto o no, o que estoy conectando con él en absoluto.
Ashley levantó la almohada detrás de ella, luego se inclinó hacia atrás.
—Creo que estás leyendo más de lo que hay. Probablemente ella vio que él te aceptó y le hizo pensar que sería bueno volver a conectar contigo.
Una parte de Ashley estaba celosa de que Helen no hubiera pensado en ponerse en contacto con Ashley, también. Helen y Ashley habían sido mejores amigas durante años antes de que Jessica se mudara a la ciudad cuando eran adolescentes.
Ya que la madre de Ashley había muerto cuando tenía ocho años, su padre siempre la había obligado a cuidar de sí misma. Mantener sus emociones bajo control y lidiar con ellas por su cuenta. No depender demasiado de nadie. Pero a veces, necesitaba hablar con alguien sobre sus sentimientos. Y Helen siempre había estado allí para ella. Ella había entendido el dolor de Ashley.
Pero cuando Jessica apareció, de repente Jessica y Helen habían sido mejores amigas y Ashley se había sentido como una extraña. No es que no la incluyeran, pero ellas dos parecían compartir mucho más. Jessica siempre estaba dispuesta a probar cosas nuevas y superar los límites, lo que les causaba más problemas en más de una ocasión. Eso fascinó a Helen, que quería liberarse de su imagen nerd, inteligente y hacerse más popular. Luego, un año antes de la graduación, era Helen la que parecía buscar problemas. Para el final, pareció alejarse de las dos. Fue entonces cuando Jessica y Ashley se hicieron más cercanas.
Pero ahora que Helen estaba en contacto con Jessica otra vez, Ashley se sintió realmente excluida.


Mensajes : 63

Fecha de inscripción : 02/08/2017

Edad : 25

Localización : Venezuela

Ver perfil de usuario
avatar
Admin

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.